Los 20 errores de principiantes en WordPress más comunes

Todos en la vida cometemos errores, y no pasa nada. Pero si puedes aprender de los errores de otros para no cometerlos tú mismo, pues mejor. Así que hoy te voy a contar los 20 errores que suelen cometer los que se inician con WordPress. Errores que en su día yo también cometí y que leyendo este artículo vas a poder evitar.

Los 20 errores de principiantes en WordPress más comunes

Elegir la plataforma incorrecta

Todavía muchas personas confunden las versiones de WordPress.org y WordPress.com. Es importante que lo tengas claro. A una persona que simplemente quiere un blog personal, no le hará gracia tener que mantener el coste de un hosting. Y para una persona que quiera un control absoluto de su web, será frustante tener la mayoría de opciones capadas. En esta entrada puedes ver las diferencias entre ambas opciones.

Sobrepagar por los servicios

Ya tendrás más que claro que para tener tu web en Internet necesitas un dominio y un hosting. Casi todas las empresas de hosting ofrecen distintos planes para contratar: hay planes básicos y planes más avanzados. Muchas personas contratan la opción más cara pensando que va a ser mejor para su web, pero realmente no tiene porqué.

Si estás empezando con un blog o vas a montar una página sencilla para tu empresa, no te va a hacer falta pagar más por planes con más capacidad de almacenamiento o de transferencia. Ya habrá tiempo de contratar un plan superior a medida que tu web vaya creciendo.

No hacer copias de seguridad

Este puede ser uno de los errores más graves. El problema es que no te vas a dar cuenta de la importancia de tener un backup de tu sitio hasta que tengas un problema gordo. Y no tiene porqué ser por un hackeo, una mala actualización o tocar donde no se debe puede ser suficiente para que tu web salte por los aires.

Te recomiendo encarecidamente que instales y configures algún plugin de copias de seguridad. Muchos permiten programar copias de seguridad periódicas que además serán almacenadas en tu cuenta de Dropbox o de Google Drive, por ejemplo. Yo te recomiendo como opción gratuita UpdraftPlus y como opción de pago BackupBuddy.

Ignorar las actualizaciones

Esto no falla. Cuando algún cliente me da acceso a su WordPress para que corrija cualquier problema, me encuentro con el aviso de que hay 7 u 8 actualizaciones pendientes (como mínimo). A veces es por miedo a tocar algo y que todo se rompa, a veces es por dejadez, a veces por no darle importancia, por falta de tiempo… el caso es que siempre hay cosas que actualizar y esto puede llegar a ser hasta peligroso.

Muchas actualizaciones corrigen problemas de seguridad, por eso es importante tener siempre tu WordPress, tu tema y tus plugins a punto. Si has elegido un buen tema, y tienes plugins bien programados, actualizar solo te va a costar hacer un clic y no tiene porqué pasar nada.

En el caso de que algo saliera mal, puedes restaurar una copia de seguridad de las que te hablaba antes 😛

No usar tu propio favicon

El favicon es ese pequeño icono que aparece al lado del título de tu sitio en la ventana del navegador. Casi todos los principiantes dejan el que viene por defecto. Esto en sí no es que sea un problema, pero da mucho mejor aspecto a tu sitio tener tu favicon personalizado.

Otro sitio creado con WordPress

Algo parecido a lo anterior. Por defecto, la descripción de una web en WordPress es “Otro sitio creado con WordPress”, y muchos usuarios no se dan cuenta de este fallo hasta que no les da por buscar su propio sitio en Google y ven esa descripción. Para cambiarlo, dirígete a Ajustes > Ajustes generales.

Toquetear archivos php

Hay usuarios de WordPress que siguen tutoriales de Internet para añadir elementos o funciones a sus sitios. En muchos de estos tutoriales hay que tocar los archivos php que se encuentran en Apariencia > Editor. 

Ten especial cuidado cada vez que toques estos archivos. Si no estás muy seguro de que lo estás haciendo te recomiendo que no lo hagas, porque hay peligro de cargarte toda la web. En el caso de que al final te decidas a tocarlos, recuerda hacer un backup y edita los archivos con algún programa FTP tipo Filezilla, no desde el propio editor de WordPress.

Usar miles de categorías

En WordPress es muy muy fácil crear categorías. Es tan fácil que muchos usuarios se ponen a crear categorías como si no hubiera un mañana. Las categorías sirven para estructurar tu sitio y debes tener las necesarias. Ni más, ni menos.

Es frecuente además el confundir las categorías con las etiquetas, para ver sus diferencias puedes ir a esta entrada.

No configurar bien los enlaces permanentes

Es una de las cosas a las que menos importancia se le da al empezar, y que más quebraderos de cabeza te puede traer en el futuro. Igual que es importante tener una buena estructura de categorías, lo es el tener una buena estructura de urls.

Los usuarios que comienzan en WordPress, con la impaciencia y las ganas de publicar cosas, empiezan a escribir y publican sin fijarse en la estructura de la url del contenido que acaba de publicar, y muchas veces vemos urls con fechas o cosas aún más extrañas. Esto no solo es pésimo para el SEO, si no también para la experiencia de las visitas en tu sitio.

En Ajustes > Enlaces permanentes puedes cambiar esta estructura para hacerla amigable para el SEO.

Cambiar la estructura de los enlaces permanentes

No, no me he vuelto loco. En el punto anterior te comentaba lo importante que es tener una buena estructura de enlaces permanentes, y es algo que debes configurar antes de empezar a publicar. Pero si tu blog tiene ya cierta antiguedad y está recibiendo una cantidad de tráfico importante, el cambiar esta estructura va a cargarse todo tu posicionamiento y vas a tener que empezar a ganar tráfico casi como si empezaras de nuevo.

Así que si ya tienes un sitio medianamente consolidado, consulta con un experto antes de realizar este cambio tan importante. Si quieres, puedes contactar conmigo directamente.

No trabajar el SEO

Con instalar el plugin Yoast para el SEO no es suficiente. Tienes que cuidar ciertas cosas antes de publicar tu contenido y optimizar tus entradas para el SEO. El título, la descripción, las imágenes… todo cuenta y todo hay que optimizarlo bien si quieres aparecer en los primeros resultados de búsqueda en Google.

Elegir una mala plantilla

Muy común también en usuarios novatos: dejarse llevar por la primera impresión y la vistosidad e instalar temas de cualquier sitio. Ya te di una serie de consejos sobre cómo elegir la mejor plantilla para tu WordPress, así que ponlos en práctica antes de instalar en tu hosting cualquier cosa.

Mención aparte están los que se quieren pasar de listos y buscan temas de pago “piratas” en Internet. Estos temas son una bomba de relojería en tu hosting, y más tarde o más temprano te van a infectar la web con decenas de virus.

No tener un formulario de contacto

Sea de lo que sea tu web, seguro que te resultará interesante que tus visitas puedan contactar contigo para hacerte algún comentario, plantearte alguna duda, pedirte un presupuesto o proponerte algún negocio. Para eso están los plugins de formularios de contacto que deberás insertar en alguna página y que esté bien visible en tu sitio.

Como plugin gratuito y sencillo te recomiendo Contact Form 7, y como opción de pago Gravity Forms.

No usar Google Analytics

Si tienes una web es porque quieres decirle algo al mundo, y tendrás que saber cuánto tráfico estás recibiendo. Es fundamental controlar las estadisticas de tu sitio desde el minuto 1. No solo para ver las visitas que tienes, si no para analizar tus páginas más visitadas, el tiempo que pasan las personas en tu web, las páginas por dónde salen, etc.

Añadir el código de Analytics para controlar el tráfico es muy sencillo, pero si prefieres no editar archivos, te recomiendo el plugin de Monster Insights.

Escribir tus entradas en Word

Muchas personas están tan acostumbradas a usar editores de texto como Word, que redactan sus entradas en el, y luego pegan el contenido en WordPress.

Yo te recomiendo escribir directamente en WordPress. Al pegar el texto de un sitio a otro, se van a añadir también un montón de caracteres extraños.

Además, escribir directamente en WordPress tiene dos ventajas:  las revisiones y el autoguardado. ¿Qué pasa si estás escribiendo en Word y de pronto a tu ordenador le da por apagarse, reiniciarse, o se va la luz? Pues seguramente que habrás perdido todo el trabajo.

Si escribes en WordPress esto no te pasará, ya que cada poco tiempo el propio WordPress va guardando el contenido para que lo puedas restaurar en cualquier momento en caso de problemas.

No borrar la página de ejemplo

Por defecto, Google crea una página de ejemplo en cada nueva instalación, y no pasa nada por tenerla. De hecho, si la tienes no estás solo, porque haciendo una búsqueda en Google del texto de ejemplo que contiene esa página (“This is an example page. it’s different from a blog post”), verás que hay más de 90 millones de páginas indexadas. Todas esas son páginas creadas por WordPress en la instalación.

Como te digo, no pasa nada por tenerla, pero… ¿para qué la quieres? Además, para los ojos de Google, es contenido duplicado.

No moderar los comentarios

Si los comentarios no te interesan, o no tienes tiempo de atenderlos, desactivalos. Acumular comentarios SPAM, comentarios sin aprobar, pendientes de respuestas… da una imagen muy pobre de tu sitio.

No optimizar las imágenes

Este es de los errores más frecuentes. Subir directamente las imágenes y fotos desde nuestro super smartphone con cámara de 10.000 megapíxeles no es para nada una buena idea. O subir una imagen que hemos descargado de un banco de imágenes gratuito en super HD con 3000 pixeles de ancho. En esta entrada te explico cómo optimizar las imágenes para web antes de subirlas.

Ignorar la seguridad

La seguridad no la tenemos en cuenta hasta que nos hackean. Esto es así. Pero más vale prevenir que curar, así que además de tener siempre disponibles backups actualizados de tu sitio, es buena idea instalar algún plugin que nos cuide nuestra web.

Yo te recomiendo iThemes Security o Sucuri, que además de protegerte te puede limpiar la web después de un ataque.

Estancarse

WordPress es una herramienta en constante evolución. Cada día salen nuevas actuliazaciones, surgen nuevos plugins que mejoran los anteriores, y aparecen nuevas soluciones y formas de hacer las cosas.

Te recomiendo que dentro de tus posibilidades, te involucres en cierta forma con tu web y vayas creciendo con ella.

Si por el camino has ido cometiendo “errores de novato” con WordPress, te animo a que los compartas en los comentarios 🙂

Los 20 errores de principiantes en WordPress más comunes
Valora este post
Facebook
Twitter
Email
WhatsApp

3 comentarios en “Los 20 errores de principiantes en WordPress más comunes

  1. Muy buenos consejos, Carlos!!!

    Todo lo que comentas está a la orden del día, y los usuarios quieren ver su web publicada en dos días y descuidan cosas básicas pero muy importantes… y luego, pasa lo que pasa y van llorando al experto para que les arregle el entuerto, jeje!

    Te sigo de cerca!!! 🙂

Deja un comentario